La industria cinematográfica está tratando de reactivarse al abrir las salas de cine con una capacidad mínima y utilizando todas las medidas sanitarias. Una de las ofertas que tiene disponible es Organizadora de Bodas, película española traída por la distribuidora Dark Side.

Esta cinta es un remake de la comedia francesa de 2017 «La wedding planner», cuenta la historia de Marina, una chica que le teme al compromiso, se aleja de todo lo que puedan ser relaciones oficiales, pero tiene una agencia en la que se dedica a organizar bodas. En uno de los eventos, termina teniendo relaciones con Carlos quien resulta ser el novio de la chica que le hacía bullying en la primaria, y quien ahora contrata a Marina para que organice su boda.

Este trío amoroso se ve envuelto en más y más complicaciones que pasan rápidamente de lo gracioso, a lo absurdo, a lo tedioso. El ritmo no ayuda a que esta película mantenga al espectador completamente atrapado por la trama, pero es ahí en donde los actores desarrollan un papel fundamental, ya que su carisma hará que aunque el aburrimiento se apodere de ti de tanto en tanto lances una carcajada genuina. Principalmente  Belén Cuesta que ya ha demostrado sobradamente su vis cómica. Como en “8 apellidos catalanes” 

El final termina un poco por arreglar las miles de confusiones que provoca la ejecución del guion, lo que provoca que haya valido un poco la pena haber pasado más de una hora y media con estos personajes.

Organizadora de Bodas estrena hoy 10 de septiembre en las salas de cine mexicanas.