Las plataformas de streaming han revolucionado la industria del entretenimiento en todo sentido; desde la manera en la que consumimos las producciones, pasando por cómo se realizan y se distribuyen, hasta llegar a las representaciones de los personajes. En este último rubro, de acuerdo con el actor Oswaldo Zarate, su profesión -y en especifico él- se ha visto beneficiado. En entrevista para Relevant, el coprotagonista de la nueva serie de Amazon Prime Video De Brutas Nada, nos habló de cómo llegó a estar en una serie de tanto presupuesto después de luchas contra los estereotipos impuestos.

Oswaldo comenzó su carrera hace poco más de una década, oriundo de Jalisco llegó a la capital del país con el objetivo de despegar su carrera como actor, sin saber que años más tarde regresaría a casa a filmar una serie que se distribuiría de manera internacional. Pero para lograr esto tendría que mantener temple, no rendirse y no dejarse caer por no encajar en el estereotipo de “niño bonito” que siempre se quedaba con los papeles principales.

En De Brutas Nada, interpreta a Mike, el mejor amigo del protagonista, interpretado por Christian Vázquez (Mirreyes vs Godinez), resaltando que ambos han sido mejores amigos desde que iniciaron sus pininos en la actuación. Es decir, que esa amistad que unió un sueño en común ahora se ve reflejado en pantalla. A ellos en la serie se suma Tessa Ia, quien también formó parte de esta amistad de antaño formada en algún departamento de la Ciudad de México, una premisa muy similar a la producción en la que están trabajando.

De Brutas Nada fue una de las series más solicitadas en cuanto a casting el año pasado; de acuerdo con Oswaldo, buscaban a un actor ‘gordito y chistoso’ o un actor guapísimo; categorías en las que en sus propias palabras ‘no encajaba’, pero su talento y creatividad salieron a relucir y con un peine al estilo Jhon Travolta para peinar su bigote se hizo del papel.

Algunas de las escenas de esta serie se filmaron en Puerto Vallarta, por lo que tuvo la oportunidad de trabajar en su estado natal y de demostrar el talento que hay en casa, decentralizado de la Ciudad de México. Muy ligado con esto, Oswaldo tiene una especie de escuela, en la que motiva a otros que como él, ven en la actuación un arte digno de dedicarse y los llena de aliento para que no pierdan la esperanza de en algún momento estar en una producción que llegará a muchos países.

Ahora la agenda de Zarate está llena de cine y televisión. Ha estado durante un tiempo significativo al aire con la serie 40 y 20, la cual estrenará este 20 de noviembre su nueva temporada. Mientras que en la pantalla grande “Hijo de Familia”, dirigida por Rafael Lara, “El club de los corazones rotos”, con dirección de Kristoff Raczynski y “Homicidio Culposo” bajo la batuta de Víctor Miranda.